5 jul. 2011

Hummus de tomates secos para mezzes, para untar, picoteo...

Hummus de tomates secos
Con pan pita está delicioso este Hummus de tomates secos, pero también son ideales los Crackers de parmesano y harina de garbanzo que os enseñábamos hoy, ¿con qué os apetece probar?. Sea cual sea vuestra decisión, os animamos a probar esta variante del puré de garbanzos tradicional de la cocina árabe que además de ser nutritivo y estar exquisito, es saludable e ideal para tomar fresco.
La elaboración del Hummus de tomates secos, teniendo los garbanzos cocidos y la conserva de tomates secos en aceite hecha en casa, no te llevará más de cinco minutos. Es un meze ideal para un aperitivo o una cena informal, lo hemos dicho en varias ocasiones, incluso a quien no le gusta esta legumbre, le encanta el hummus, y recordemos que no podemos dejar de comer legumbres en verano.

Ingredientes

400 gramos de garbanzos cocidos (y un poco de caldo), 100 gramos de tomates secos en aceite de oliva, 2 c/s de tahini, 2 dientes de ajo, 30 mililitros de aceite de oliva virgen extra (cantidad aproximada, según lo escurridos que estén los tomates secos en aceite), 1 ramita de cilantro (o perejil), 1 c/c de comino molido, 1 c/c de pimentón (puedes poner agridulce, mezclar el picante y el dulce o poner todo picante, según gustos), pimienta negra al gusto, zumo de limón al gusto y sal.

Elaboración

Pon en el vaso de la batidora los garbanzos y un poco de su caldo, los tomates secos en aceite sin necesidad de escurrirlos demasiado, el aceite que le incorpores con los tomates no se lo tendrás que añadir después, además potencia el sabor. Añade también el tahini, pela los dientes de ajo, córtalos por la mitad a lo largo para retirar el germen del interior e incorpóralos.
Lava y seca el cilantro o el perejil, sécalo bien y añade sus hojas, seguidamente el comino, el pimentón la pimienta negra, el zumo de limón y sal al gusto. Tritura hasta obtener un puré, que podrás aligerar con un poco más de aceite de oliva virgen extra si fuera necesario.
Prueba por si fuera necesario rectificar de sal o de alguna especia y cuando esté listo, pásalo a un recipiente que puedas servir en el centro de la mesa o en cuencos individuales para cada comensal.
Como ves, hacer el Hummus de tomates secos es fácil y rápido. Comer bien es posible con poco que hagamos en la cocina. ¡Buen provecho!

Escrito por VelSid en Gastronomía y Cía

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Eskerrik asko, gracias por tu opinión.

MAUKIE. ¡ Mueve el ratón sobre él !

Jakotón



¡Dale de comer!
Su comida está en el paquete


adopt your own virtual pet!